ALMA EN NAUFRAGIO

No hay comentarios



Que peor desgracia, que caiga la noche
envuelta de murmullos y tristeza, 
y que entre las sabanas de tu cama
se encuentren demonios que atormenten tu sueño.

No hay peor hechizo que aquel 
que recayendo sobre tus cobijas,
las convierte en lazos que se ciernen en tu cuello
asfixiando lentamente tu imaginación.

¿Hay algún castigo peor
que ser abandonado por Dios
en el momento justo en el que el hades
se pasea por tus ojos?

No necesito ser alma en pena
para sentir el dolor de una pérdida,
como un juego destinado a perderse
como un tesoro destinado al naufragio.

¡Dios! malditas son las noches
esas noches que paso en vela
despiértame de esta pesadilla sin fin
o déjame morir a la mitad de un sueño hermoso.

JUAN RUIZ

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Se ha producido un error en este gadget.

Google+ Followers